Me parece de una crueldad infinita: mientras celebra fiestas de inauguración millonarias o se gasta 530 millones de euros (algo menos de 8 costó rescatar a los 33 mineros chilenos, para que se hagan una idea del despilfarro) en su palacio… lleva 11 meses sin pagar a las contratas de limpieza.

Los más débiles pagarán por ello. Basureros y jardineros podrían dejar de percibir sus nóminas.

Anuncios