podemon errejón

No puedo con mi vida. Muero de la risa. Llevaba yo meses y meses diciendo y escribiendo que los de Podemos son unos chisgarabís. Unos ni-nis que en su vida han dado el palo al agua, porque papá y mamá -en el peor de los casos altos funcionarios- los han mantenido. Y cada día está más claro. Pero ahora, gracias a Eduardo Inda y OK Diario les están haciendo un retrato de primera. Esto es lo que han votado 5 millones (entre ingenuos y resentidos).

Pablo Iglesias, que azotaría a la periodista Mariló Montero hasta que sangrase porque no le gusta lo que dice, se tiene por el macho alfa de la banda (no ser rían tanto, por favor).

capturas pablo iglesias

Ramón Espinar, el niño pijo del papá de las black que no quiere dejar su poltrona en el Senado, se cree guapísimo. El más guapo de la tele. A su lado, Brad Pitt es como Torrebruno.

Y me dirán: es que en privado todos decimos tonterías. Sí, pero es que ni nos dedicamos a la política ni las decimos en grupos donde hay un porrón de personas. Y, además, no decimos este tipo de tonterías. Ahora ya sólo falta Monedero, al que no se vió este fin de semana acudir al fracaso del “Día sin Bañador” de Carmena (24 personas y ya)  enviando sus imágenes desde playas nudistas acompañado de comentarios jocosos.

Esta gente no debería presidir ni una comunidad de vecinos. No es de extrañar pues, que el personal, que es un cachondo, ya no hable de Podemos, sino de Podémon. Menudos Rattatas y Rastatás.

Anuncios